MIGRACIÓN Y DERECHOS HUMANOS

MIGRACIÓN Y DERECHOS HUMANOS

La representación gráfica de la actividad humana permite acceder a diferentes formas de mirarnos y entendernos a través de un reflejo visual.

La imagen y su discurso, en ocasiones, se infieren de forma sutil y etérea, en otras nos impacta directamente con toda su crudeza.

En todos los casos, la expresión artística tiende un puente que nos vincula con los pensamientos, emociones e ideas del autor, que le permite trascender su individualidad e impactar en quienes observan su obra.

En algunos casos se opta por el uso del símbolo abstracto que dirá a cada quien lo que quiera ver o interpretar, en tanto que, en otros, se prefiere el uso de la imagen explícita sin dejar duda de la idea que se quiere evidenciar. Todos estos elementos en su conjunto permiten la transmisión de un mensaje visual, independientemente del soporte o medio usado para ese fin.

Los 84 carteles que presentamos en este catálogo de obra corresponden a una selección especial de participantes en la 14ª Bienal Internacional de Cartel en México 2016, año en el que por primera vez se incluyó una categoría relacionada con temas de derechos humanos y migración, con el auspicio de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

Para la ocasión, se registró una participación de 942 carteles procedentes de 43 países, de los cuales 413 vienen de la comunidad internacional y 529 fueron realizados en México; algunos de estos últimos fueron el resultado de los talleres impartidos por personal de la CNDH, en su labor de promoción y difusión de los derechos humanos de las personas en contexto de migración, actividad que se desarrolló a lo largo de todo el territorio nacional en coordinación con instituciones académicas y organismos no gubernamentales.

En la selección presentada en esta publicación hemos reunido la obra procedente de 20 países, siendo México el país convocante y Polonia el país invitado, contando con la participación de: Argelia, Argentina, Bolivia, Brasil, China, Corea del Sur, Cuba, Ecuador, España, Estados Unidos de Norteamérica, Honduras, Irán, Israel, México, Polonia, República Checa, Serbia, Taiwán, Turquía y Venezuela.

Cada participante, a partir de la idea básica que caracteriza la conformación de un cartel, ha representado gráfica- mente su personal concepción del fenómeno migratorio en la que podrá intuirse la vivencia propia, la experiencia compartida por algún familiar cercano, un amigo, un conocido, o quizá responda a la impronta que han dejado los diversos medios de comunicación. Sus trabajos se erigen como ventanas que nos invitan a reflexionar y, sobre todo, a ser  conscientes de la problemática y trascendencia que tienen los fenómenos migratorios en la vida de las personas.

Los carteles aquí mostrados trascienden objetivos mera- mente estéticos para retarnos al cuestionar nuestros pensamientos y emociones sobre lo que sería el vernos forzados a volvernos migrantes, dejando atrás nuestras realidades y vidas para emprender un viaje a horizontes desconocidos, del que probablemente no habrá un retorno. Sólo poniéndonos en el lugar de quienes tienen esa condición, podremos ser verdaderamente empáticos y solidarios con el drama que viven y que frecuentemente se ignora o subestima.

La colección de carteles aquí mostrada ha sido concebida como una exposición itinerante, teniendo como marco inicial de exhibición la Galería Acuario de la 1ª Sección del Bosque de Chapultepec, sitio emblemático que forma parte del corredor cultural conformado por museos, galerías y diversidad de foros para las expresiones artísticas en la Ciudad de México, zona frecuentada por paseantes y turistas nacionales e internacionales que disfrutan y se dejan sorprender por el entorno, su dinamismo y sus contrastes.

Como Presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, me resulta grato presentar este catálogo de obra con el objeto de motivar la reflexión en torno a la compleja y difícil realidad migratoria actual, y con la fuerza de su expresión sensibilizar a la sociedad de manera directa y personal.

La imagen tiene la virtud de constituirse como un lenguaje universal, y por ello nos hemos dado a la tarea de poner especial interés en el uso de este recurso con la intención de dar herramientas que ayuden a comprender el concepto de la migración desde la perspectiva de los derechos humanos, el impacto que deja en las personas y sus repercusiones en los lugares de origen, tránsito, destino y retorno donde esto sucede.

Las personas que deciden salir de sus países de origen para trasladarse a otro, independientemente de la razón que los motive, reciben de familiares, amigos y conocidos, sugerencias encaminadas a la preservación de su integridad personal, a la conservación de objetos indispensables durante su trayecto y a mantener a buen recaudo los incipientes recursos económicos que portan durante su travesía, dejando tras de sí objetos y circunstancias convertidos en recuerdos que les acompañarán a lo largo de su recorrido.

Ellos conforman una comunidad que vive el drama de una realidad contrastante: la desolación personal y la esperanza colectiva, la inseguridad individual y la solidaridad grupal, la carencia de recursos propios y la generosidad de quienes comparten lo poco que tienen.

La CNDH se ha esforzado por defender día a día a las personas migrantes, ya bien se trate de aquéllas que conciben a nuestro país como lugar de tránsito o de aquéllas que deciden considerarlo como destino y de asiento permanente, reconociendo en su búsqueda ser una alternativa ante la realidad adversa en sus lugares de origen. Este Organismo

Nacional tiene por misión y compromiso, con convicción plena, la importancia del respeto a los derechos humanos de las personas en contexto de migración.

Para poder comprender este fenómeno es de vital importancia reconocer que, de una u otra forma, todos hemos sido migrantes. Desplazar nuestra estadía de un lugar a otro de forma temporal por motivos recreativos, educativos o laborales son formas de migrar legalmente, contando con los documentos y permisos que así lo acrediten tanto en el país de salida como en el país receptor.

No hay justificación ni cabida al menosprecio que recae sobre las personas que se desplazan de un país a otro por motivos de seguridad y que se ven forzados a huir ante el peligro inminente en sus países de origen. Debemos reconocer que la dignidad humana es el bien más preciado de las personas y del que todos tenemos derecho de goce y protección, independientemente de la situación migratoria en la que nos encontremos.

Nuestra actividad institucional nos ha llevado a explorar nuevas formas de acercarnos a la población con el apoyo de instituciones sensibles al tema, razón por la cual agradecemos a todas aquéllas instituciones que nos han brindado las facilidades para la exhibición de la colección de carteles que conforma esta exposición itinerante.

Continuaremos con esta labor, buscando la apertura de nuevos espacios públicos de alto impacto social, que permitan la difusión del mensaje realizado por autores mexicanos y extranjeros con la intención de ayudar a comprender el tema de la migración y su directa relación con los derechos humanos y sus repercusiones en la sociedad. Visibilizando el tema aspiramos a sumar capacidades y recursos para su atención.

http://appweb.cndh.org.mx/biblioteca/archivos/pdfs/CATALOGO_%20BIENAL%20(protegido).pdf

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*